Uno de los premios de la octava edición de Grandes Iniciativas de Fundación Atresmedia y Educaixa ha recaído en el proyecto educativo sevillano del CEIP Malala de Mairena del Aljarafe de Sevilla. La responsable de la iniciativa ganadora “Tribu Malala, una respuesta educativa y social a la pandemia”, Laura Vaz, ha destacado que para el alumnado “el desarrollo del proyecto en un año complejo como este, ha dado la posibilidad de vivir la pandemia desde la ilusión y la magia, sin perder la esencia de la educación”.

Para el centro, recibir este galardón ha supuesto un gran reconocimiento tras un año complicado, donde se ha puesto en valor el esfuerzo que toda la comunidad educativa ha realizado para que el proceso de enseñanza de aprendizaje se haya realizado con normalidad y con el máximo entusiasmo.

El proyecto educativo

Esta iniciativa pretende luchar contra la pandemia haciendo la vuelta al colegio más llevadera a través del programa ‘Creciendo en Salud’, con actividades de Aprendizaje-Servicio (ApS). Para ello, el colegio ha organizado a los alumnos en clanes y ha asociado a cada aula una planta medicinal sobre la que investigar para descubrir sus beneficios e intentar acabar con la COVID-19, desarrollando actividades que parten de tres perspectivas: Cuido de mí mismo, Cuido de mi entorno cercano, y Cuido de mi sociedad. Además, el proyecto educativo ha contado con una acción de compromiso individual del alumnado en cada uno de los ApS “La Farmalalacia”, actividad que trata de crear un antídoto ante las enfermedades sociales que han agudizado la aparición de la COVID-19 y que ha ayudado a trabajar los ODS.

Laura Vaz, docente y responsable del proyecto Tribu Malala, una respuesta educativa y social a la pandemia, destaca haber desarrollado la iniciativa en un año complejo que también le ha dado la posibilidad de vivir la pandemia con ilusión desde una visión mágica sin perder la esencia de la educación. Del mismo modo para el centro, recibir este galardón ha supuesto un gran reconocimiento al esfuerzo y el trabajo de toda la comunidad educativa para que el proceso de la enseñanza se haya realizado con normalidad y con el máximo entusiasmo.

Con esta iniciativa se ha conseguido mejorar la convivencia a través de los valores, evitar el absentismo escolar y prevenir las conductas contrarias gravemente perjudiciales para el alumnado.